Directores de Ancap pidieron régimen de “sesión secreta” en tres ocasiones

En tres ocasiones la comisión investigadora de ANCAP pasó a régimen de “sesión secreta” (que implica que se deje de tomar la versión taquigráfica de la sesión) a solicitud de los jerarcas de la petrolera, por considerar que los temas expuestos debían permanecer en reserva.

Según consigna hoy El Observador, la primera vez fue cuando el senador colorado Pedro Bordaberry consultó respecto a la fecha de terminación de los trabajos y la estimación del tiempo para su puesta en funcionamiento de la regasificadora.

La segunda ocasión se produjo cuando se tomaron aspectos referentes a “los activos” que perderá el ente petrolero y también sobre “la redefinición de criterios” para las inversiones en el ente.

Por último, la tercera instancia fue cuando, nuevamente, el senador Bordaberry preguntó por el valor “de Carboclor”; la petroquímica que ANCAP tiene en Argentina.

Comparece el exsenador Enrique Rubio

La comisión investigadora de ANCAP convocó para hoy al ex senador Enrique Rubio con el propósito de que aporte datos del Ente sobre años que están por fuera del período acordado para investigar.

Rubio había impulsado una investigación parlamentaria sobre los negocios de Ancap en Argentina en la década del 90. Recordemos que el período acordado de investigación va desde el 2000 a 2015.

Los senadores oficialistas, integrantes de la investigadora, creen que esto es relevante para justificar algunos desajustes de la petrolera en los años subsiguientes. Los de oposición accedieron al pedido.

El senador Pablo Mieres, del Partido Independiente, expresó que a tres semanas de investigaciones surgen motivos de sobra para continuar indagando y que el senador frenteamplista Marcos Otheguy, presidente de la comisión, está apurado por demostrar que no hubo irregularidades. Otheguy dijo días atrás que ahora se habla de problemas de gestión porque no se hallaron regularidades, y que en tal caso la investigadora ya no tiene sentido.