Los analistas creen que la tendencia bajista en soja se mantendrá en la medida que avance la cosecha en Brasil

Esta vez no fue el petróleo, que repuntó levemente en la jornada de ayer, el que hizo sucumbir a los futuros de la soja que cotizan en Chicago. Fueron Brasil y China las que disparó nuevas ventas técnicas con el inicio de la temporada de embarque de su cosecha sojera 2014/15.

A pesar de que los analistas dan cuenta que el clima seco y caluroso en los principales estados productores de soja en Brasil pueden derivar en un recorte de la producción total por debajo de 95 millones de toneladas, el dato de que el principal socio del Mercosur inició la temporada de embarques de la oleaginosa contribuyó a que los contratos más activos en Chicago (marzo ‘15) perdieran toda el alza que habían logrado en el inicio de esta última semana de enero.

Otro dato que contribuyó a que los fondos siguieran deshaciéndose de contratos fue que China canceló otro embarque de oleaginosa desde Estados Unidos, esta vez por 120.000 toneladas. También pesaron los pronósticos de lluvias para zona núcleo de Argentina, que mejorarían las condiciones de los cultivos.

En ese contexto, los futuros a marzo de soja quedaron en u$s 357,8 la tonelada, casi 1% por debajo del cierre previo, y los analistas creen que la tendencia bajista se mantendrá en la medida que avance la cosecha en Brasil y el clima acompañe los cultivos en la Argentina.

Desde los máximos que marcaron en este arranque de 2015 las materias primas agropecuarias, hacia el 6 de enero pasado, hasta ayer la soja se desplomó 8,3%; el trigo 14,7% y el maíz retrocedió 6,9%.

Eso por contagio del petróleo, la fortaleza del dólar en las últimas semanas contra el euro, las previsiones de cosechas récord en los principales productores de granos y oleaginosas, mayor stock global y una demanda que no crece al ritmo de la producción. Los fondos especulativos siguen con un rol activo en los vaivenes del mercado de Chicago.

Al pasado martes 20, los fondos estaban en una posición neta vendida de 7.700 contratos de soja, desde una posición neta comprada de 33.225 contratos con los que habían arrancado el año.

El peso de América del sur

La primera exportación de soja brasileña de la temporada se efectivizó el pasado viernes, con el arribo de un buque al puerto de Paranagua, en el estado de Paraná, para cargar 61.000 toneladas del poroto con destino a Tailandia.

Además, se estima que en Brasil ya se lleva cosechado el 4 % del área total, muy parecido a las cifras de igual fecha del año pasado. En el estado de Mato Grosso, uno de los que sufre de un inédito clima seco y caluroso, el avance de la cosecha llegó a 7,7% contra 5,8% de fines de enero de 2014, con un rinde promedio en torno a 31 quintales por hectárea.

Esos datos hacen prever a los analistas que la tendencia bajista puede profundizarse a medida que más soja brasileña esté en condiciones de ser embarcada, y descartan que el recorte en la cosecha del gigante sudamericano pueda amortiguar la pendiente.
Pese a las bajas en Chicago, a nivel local. En Rofex, en tanto, a febrero se pactaron unas 31.000 toneladas a u$s 279,5. La posición mayo’15, en tanto, quedó a u$s 238,8 por tonelada.

Fuente:El Cronista
Foto de Tapa:planetamarcelwordpress