Si procesados no cumplen con penas alternativas, irán a prisión

Fueron polémicas las declaraciones del integrante de la FEUU Marcelo Hospitale, que fue procesado por los incidentes ocurridos durante el desalojo del Codicen.

Hablando con El País, anunció que no va a cumplir con la pena de 200 horas de trabajo comunitario que le impuso la Justicia. Reconoció que tiró alguna piedra contra la policía pero se justificó afirmando que la Guardia Republicana estaba golpeando a sus compañeros, y afirmó que en el futuro, en otra situación similar, lo volvería a hacer.

“Esto es una persecución y yo soy un luchador. No me van a intimidar. No voy a cumplir con la pena, por mi honor, no lo haré, y si tengo que pagar con cárcel, así será. Resistiré”, dijo Hospitale.

Consultamos a Ricardo Pérez Manrique, integrante de la SCJ, y nos confirmaba que si Hospitale se niega a cumplir con las medidas sustitutivas lo más probable es que termine en la cárcel.