MTSS buscará mitigar situación de los trabajadores en Nueva Helvecia

La ciudad de Nueva Helvecia, en Colonia, está viviendo momentos difíciles por estos días, con el cierre de la planta de Ecolat a lo que se suma hora el envío a remate de la maquinaria de la imprenta cooperativa Pressur, que ya estaba sin operar desde febrero de 2014.

Entre las dos firmas daban trabajo a unas 500 personas en forma directa y cientos más de manera indirecta; eran las mayores fuentes laborales de la zona.

En el caso de Ecolat, el grupo peruano Gloria, propietario de la firma, confirmó su intención de hacer una retirada “en orden” del emprendimiento lechero.

En cuanto a Pressur, el Banco República informó a la cooperativa su intención de rematar la maquinaria para cobrar parte de la deuda de US$ 18 millones contraída por la empresa con el banco estatal. Los trabajadores planean participar del remate para quedarse con la maquinaria que está prendada a favor del banco.

En diálogo con Informativo 610, el director nacional de Trabajo, Juan Castillo, destacó la importancia que tenían estas empresas para Nueva Helvecia y aseguró que las autoridades está trabajando para intentar que la situación tenga el menor impacto posible en la población.

En la misma línea se manifestó el alcalde de Nueva Helvecia, Héctor Maria Torres, que manifestó su preocupación por los puestos de trabajo que se pierden como consecuencia del cierre de ambas empresas.

En el caso en particular de Pressur, Torres tiene expectativas de que los trabajadores puedan conseguir la financiación para adquirir la maquinaria que será rematada, aunque reconoció que no será fácil.