Mujeres de la oposición cuestionan decisión de Bianchi

Los promotores de la ley de cuotificación política buscarán promover cambios en la norma, para impedir que acuerdos políticos lleven a que una mujer deje su lugar a un hombre en el Parlamento.

Esto se conoce luego de que Graciela Bianchi resolviera renunciar a su banca en el Senado para asumir como diputada del Partido Nacional, dejando su lugar en la cámara alta al dirigente Álvaro Delgado.

Esta decisión generó críticas de varios legisladores oficialistas y de grupos que defienden los derechos de las mujeres.

La senadora electa del Frente Amplio Daniela Payssé dijo a LA REPÚBLICA que la ley de cuotificación se aprobó “para que la mujer aterrizara en el Parlamento con presencia real” y recordó que Bianchi “tiene hoy un cargo político gracias a la ley que ella critica”.

Payssé entiende que hubo una trampa a la ley con el ingreso de suplentes masculinos en lugar de otra del mismo sexo que la titular. “Es una trampa en la medida que el espíritu de la norma era fomentar la participación femenina”. “Creo que ella está denostando la ley porque está ofendida o alterada. No construye con esto”, consideró.

Por su parte, Lilian Celiberti, integrante de Colectivo Mujer, consideró que la decisión de Bianchi deja al descubierto imperfecciones en el texto de la norma. Celiberti dijo a Montevideo Portal que «si el espíritu de la ley es incrementar la participación de las mujeres, una mujer debería tener como suplente a una mujer».

Desde los partidos de la oposición, las senadoras electas Verónica Alonso (Partido Nacional) y Martha Montaner (Partido Colorado) también cuestionaron la decisión de Bianchi,

Consultada por Informativo 610, Montaner anunció que tras la apertura de la próxima legislatura pedirá una reunión con la bancada bicameral femenina para evaluar cambios en la ley de cuotificación.

Entre estas modificaciones figuran: promover que en las listas cada mujer tenga a otra mujer como suplente; extender la ley por otro período; y analizar un mecanismo para que en el caso de las listas del interior del país la mujer no siempre ocupe el tercer lugar.

En este caso en particular, al ser elegido un solo representante de las bancas del interior por cada partido, la mujer no tiene chance de ser electa, al figurar tercera en la lista, aunque exista ley de cuotificación.

La idea es comenzar a trabajar en los cambios “en forma inmediata”, de forma de que se puedan votar las modificaciones lo antes posible, según indicó Montaner.

Argumentos de Bianchi

La próxima diputada nacionalista escribió una carta en la que sostuvo que “la gente no ocupa un lugar por su género, sino por su importancia en un proyecto”, dijo.

Bianchi confesó que su máxima aspiración era ser la próxima presidente del Codicen en caso de que su partido hubiera vencido en las elecciones nacionales, pero al no haberse cumplido eso, evaluó que Álvaro Delgado “debe estar cerca” de Luis Lacalle Pou en el Senado, porque está convencida que tanto uno como el otro “complementan sus liderazgos” y “renuevan la política” por una cuestión etaria. Reconoció que ella fue “la última en llegar” al movimiento de Lacalle Pou y que, a su entender, era “la de menos derechos”; por lo tanto “uno tiene que ceder a ambiciones personales”.