Mujica pidió a los exreclusos de Guantánamo que esforzaran

El presidente José Mujica visitó ayer por primera vez a los expresos de Guantánamo y les pidió que se esfuercen en aprender español para empezar a trabajar y salir adelante.

Mujica hizo la visita luego que el semanario Búsqueda informara que los refugiados habían abandonado los estudios de español, que ninguno había aceptado las ofertas de trabajo que recibieron y que incluso el tunecino y el palestino se habían ido a vivir a un hotel por problemas de convivencia con los cuatro sirios.

Mujica llegó a las 16 horas a la casa del Pit-Cnt ubicada en Palermo y allí estaban todos reunidos, menos el sirio, que viajó a Buenos Aires para pedir que Argentina reciba a otros presos de Guantánamo que Estados Unidos pretende liberar.

Un participante de la reunión dijo al diario El País. “Les habló como un padre veterano. Les dijo que la prioridad primera debe ser que aprendan español y que si quieren abandonar Uruguay, el Estado les puede dar una mano pero que, en cualquier caso, tienen que aprender español, algo que continúan haciendo en un instituto ubicado en Pocitos. Les dijo que sabía que venían con una ‘mochila’ pesada pero que debían evitar la autocomplacencia y tratar de comenzar a trabajar cuanto antes”.