Rossi afirmó que no se precisa «shock» de inversión en infraestructura

Un estudio presentado por el Centro de Estudios Económicos de la Industria de la Construcción sostiene que Uruguay necesitaría un shock de inversión de 2.500 millones de dólares en la red vial para revertir el rezago que presenta el sector.

El Centro presentado ayer junto con el informe es una iniciativa de la Cámara de la Construcción del Uruguay y de la consultora CPA Ferrer.

Este trabajo señala que si bien la inversión en mantenimiento de carreteras aumentó en los últimos años, también creció el tránsito y los costos viales. Por lo tanto, luego de alcanzar su “mejor estado” en el año 200, la conservación de la red vial se ha deteriorado en la última década y alcanzó su “peor momento” en 2012.

El estudio concluye que Uruguay necesita unos 2.500 millones de dólares para solucionar el problema, aproximadamente un 4,5% del PBI. Además, sostiene que la inversión actual en mantenimiento vial representa la mitad de lo que debería ser.

Teniendo en cuenta “las restricciones fiscales imperantes” y que los mecanismos de participación público-privada se han implementado a un ritmo “más lento que lo esperado”, aunque “dentro de lo normal”, los consultores recomiendan “agilizar la implementación de otras herramientas” que permitan financiar las inversiones con el menor impacto posible en el presupuesto nacional.

Cabe recodar que con respecto a este último punto el exministro de Economía y Finanzas Álvaro García, que será el próximo director de la OPP, anunció que se buscará transformar la Corporación Nacional para el Desarrollo en una agencia de infraestructura que permita canalizar eficazmente los fondos que se destinarán a esa área.

Conocido este informe presentado ayer, Informativo 610 consultó a Victor Rossi, quien será el ministro de Transporte y Obras Públicas durante el próximo gobierno.

Rossi coincidió en que es necesario aumentar los recursos para el sistema vial, y recordó que ese fue uno de los temas durante la campaña electoral del Frente Amplio, pero puntualizó que lo que se precisa no es un “shock”, sino que se debe elevar la “calidad de la inversión”.

Por otro lado, Rossi dijo que no comparte que actualmente se esté invirtiendo poco en ese rubro, y agregó que el crecimiento de la economía y de la producción son la causa del estado actual de las rutas.