Senado dio sanción definitiva a la Ley de de tráfico de armas

El texto prohíbe la «tenencia y porte de armas de fuego, municiones, explosivos y otros materiales relacionados que no hayan sido autorizados por el Ministerio del Interior o por el Ministerio de Defensa», con un plazo de doce meses, desde la reglamentación de la ley, para que quienes estén fuera de la norma puedan regularizar su situación.

Para quienes finalmente sean sancionados por tener armas sin autorización, se prevén multas de entre 10 y 1.000 UR, o sea, de entre siete mil y 730 mil pesos.

La norma especifica además que los comercios que vendan armas deberán informar de cada venta en un plazo de 72 horas especificando los datos del comprador y el «destino de la mercadería», mientras que la compraventa de armas de fuego entre particulares, deberá inscribirse en el Registro Nacional de Armas del Ministro de Defensa Nacional.

En la norma se prevé que el tráfico interno de armas de fuego y municiones sea penado con seis meses de prisión a seis años de penitenciaria y que esa pena se aumentada en un tercio en caso de que el delito integre una organización criminal.

Para el tráfico internacional de armas se prevé una pena de doce meses a doce años de penitenciaria, con el mismo agravante que en el tráfico interno.

En diálogo con Informativo 610, el senador frenteamplista Heber Clavijo, que fue quien presentó la reglamentación de la ley, recordó que la iniciativa formaba parte de la «Estrategia por la vida y la convivencia», que impulsó el Poder Ejecutivo para combatir al delito. El legislador profundizó en otros aspectos de esta norma, que se encontraba en el Parlamento desde el año 2012.

Foto: Diario El Observador